Líderes comunitarios del centro de Florida han comenzado una serie de talleres para ayudar a que los inmigrantes conozcan sus derechos y la importancia de hablar inglés. Las sesiones surgen luego de que el mes pasado, un indocumentado fuera arrestado y posteriormente expulsado del país tras firmar su propia deportación, todo por no entender el idioma.

Armando López, que residía en Lake Placid, fue arrestado el 14 de mayo por manejar sin licencia cuando iba rumbo a su trabajo, y ya se encuentra de regreso en el país que lo vio nacer, aseguró un conocido cercano.

“Él ya está en México, ya lo deportaron”, dijo a MundoHispánico Ismael, un amigo de López y quien por temor a represalias prefirió no revelar su identidad completa. “A mí me llamaron para que fuera a recoger el carro, pero cuando llegué ya no estaba”.

En Lake Placid reside un gran número de personas que hacen parte de la comunidad inmigrante y se dedican a trabajar en los campos agrícolas, razón por la que Izaret Jeffers, presidente de la organización Colectivo Árbol, contactó a varios abogados y organizaciones del centro de Florida, y les urgió llevar a cabo llevar a cabo un taller informativo para que la comunidad conozca sus derechos.

Jeffers también ha comenzado a impartir clases de inglés, con el fin de que la comunidad agrícola comprenda lo básico, y si en algún momento se enfrentan a una situación similar a la de López, por lo menos sepan cómo deben responder, dijo.

Pese a que no cuentan con un salón comunitario, eso no ha impedido a que los campesinos puedan alimentar sus conocimientos, pues las clases de inglés de dictan en el campo, dos veces a la semana, y han sido de gran ayuda.

“Es muy importante que todos aprendamos inglés porque entonces sabremos reconocer nuestros derechos”, aseveró Jeffers. “A las personas que llevó inmigración, se las llevó porque no sabían hablar, no entendían y las hicieron firmar su propia deportación”.

Y es que además de López, en mayo también fueron entregados al  Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) otros tres residentes del área, Luis Sánchez y Nahim Hernández,  y quienes según Jeffers, ya fueron deportados.

El tercero, Adrián Máximo-Martínez, actualmente se encuentra bajo custodia de ICE.

“Es un buen señor, lo único que hace es trabajar pero lo agarraron sin licencia y el andaba en su carrito y tenía su pasaporte con él”, dijo a MundoHispánico Florencia Lira, amiga de Máximo. “El patrón de él lo había estado queriendo ayudar pero yo que creo que inmigración lo quiere mandar para México”.

Máximo ya cuenta con la ayuda de un abogado y tendrá que presentarse ante un juez el próximo 21 de junio, indicó Lira.

MundoHispánico contactó a la Oficina del Alguacil del Condado de Highland para obtener más detalles sobre los arrestos que concluyeron con su entrega a ICE, pero al cierre de esta edición, aún no había obtenido respuesta.

La importancia del taller ‘Conoce tus Derechos’

El 9 de junio se llevó a cabo en Lake Placid el primer taller ‘Conoce tus Derechos’ y contó con la participación del abogado de inmigración Brent Probinsky, la organización Mi Familia Vota y la clínica World Medical Care.

Probinsky se dirigió a los más de 15 asistentes para explicar qué pueden y qué no deben hacer cuando se ven de cara con las autoridades, ya sean locales o federales.

“Estamos aquí para explicar a las personas más vulnerables, a los campesinos que deben saber que aquí en Estados Unidos tienen derecho de mantenerse en silencio si se encuentran con ‘La Migra’ o si viene a la casa, tienen derecho a llamar a un abogado y ser asesorados”, indicó Probinsky en entrevista con MundoHispánico. “Además es importante que las mujeres que trabajan aquí en el campo también conozcan sus derechos pues el 80 por ciento de las mujeres que trabajan en el campo son víctimas de abuso, y ese es otro tema que nos preocupa”.

Durante el taller se hizo énfasis en la importancia de pertenecer callado, de no mentir acerca de su historial en este país, y de siempre esperar por un abogado antes de firmar cualquier documento.  También se les hizo entrega de un ‘Plan de Dignidad’.

“Un ‘Plan de Dignidad’ es un documento que les explica cómo deben estar preparados ante cualquier situación que les pueda pasar, se les recomienda mantener siempre consigo todos sus documentos y los de sus hijos”, manifestó Nancy Batista, representante de Mi Familia Vota.

“También se les pide que tengan muy presente que en caso de haber una detención o deportación, deben tener a alguien de confianza al tanto para que se haga cargo de los niños porque una vez los separa inmigración, es difícil volver a reunirlos”, agregó Batista.

Por su parte, miembros de la clínica World Medical Care realizaron chequeos médicos a los asistentes, pues muchos de ellos no cuentan con seguro médico o no tienen transporte para llegar hasta la clínica.

“Les hacemos el examen físico básico para asegurarnos que estén bien, y les traemos algunos medicamentos básicos para que ellos tengan”, dijo a MundoHispánico Valeska Jones, enfermera de la clínica.

La organización Colectivo Árbol espera poder seguir brindando este taller por lo menos una vez al mes.

Fuente: Mundo Hispánico