La directriz que dio el secretario de defensa de Estados Unidos, Jim Mattis, de evitar la deportación de soldados y veteranos no ciudadanos, habría sido ignorada por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés), de acuerdo con un reporte.

A pesar de las leyes que permiten a los veteranos con servicio honorable naturalizarse, ICE detuvo al inmigrante chino Xilong Zhu, de 27 años, y pidió al Ejército darlo de baja, según muestran los documentos de la corte, informó The Washington Post.

Zhu llegó de China en 2009 y se alistó en el Ejército. Pagó la matrícula para asistir a la Universidad del Norte de Nueva Jersey, la cual fue creada por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS por sus siglas en inglés) para que pareciera una escuela real, pero fue detenido en una redada de ICE para atrapar a gestores de visas para estudiantes fraudulentas.

“Cualquier persona con un cumplimiento honorable … no estará sujeta a ningún tipo de deportación”, declaró en febrero Mattis, quien señaló como excepciones a criminales y cualquiera que hubiera sido autorizado para ser deportado en un acuerdo hecho con la titular del DHS, Kirstjen Nielsen.

Zhu estuvo detenido por ICE durante tres semanas y luego fue liberado. Por ahora aguarda el fallo de un juez de Seattle sobre sus procedimientos de deportación, los cuales se basan en las denuncias de ICE de que no asistió a clases en violación de su visa de estudiante.

La abogada de Zhu, la oficial retirada del Ejército, Margaret Stock, dijo al Post que su cliente es víctima de una trampa federal, ya que ICE interpretó que la directriz de Mattis aplica a un grupo reducido de reclutas extranjeros que excluyen a Zhu. Los documentos de la corte no aclaran si ICE consultó con el Pentágono sobre el tema o si la agencia ha deportado a otros reclutas inmigrantes desde la declaración de Mattis en febrero.

Fuente: Mundo Hispánico