El gobierno de Estados Unidos ha emitido una alerta de viaje a cinco estados mexicanos que considera representan un riesgo para la seguridad de sus ciudadanos.

El Departamento de Estado señaló el miércoles a Tamaulipas, Sinaloa, Colima, Michoacán y Guerrero como focos rojos de actividades delictivas y narcotráfico. Los estados mexicanos figuran en la misma lista de peligrosidad que Somalia, Yemen, Siria y Afganistán.

México como país tiene un nivel número 2 que pide “ejercer alta precaución” y otros once estados están en nivel 3 que exhorta a “reconsiderar viajar”. De los 31 estados mexicanos, la mitad está actualmente en nivel 3 o 4 de advertencia.

El gobierno estadounidense dice disponer de capacidad limitada para responder a situaciones de emergencia de sus ciudadanos en muchas zonas de México, destacó el Departamento de Estado en un comunicado.

Los empleados de gobierno de Estados Unidos tienen prohibido ingresar de noche a ciertas zonas de México y también se les prohibido cruzar la frontera con la excepción de la Highway 15 entre Nogales y Hermosillo, destacó el organismo.

El viernes la embajada estadounidense en México atenuó su advertencia de viajes a la ciudad turística de Playa del Carmen, en el Caribe, en medio de lo que llama una “amenaza de seguridad en curso” y justo cuando la temporada de vacaciones de Semana Santa está por comenzar.

La embajada también informó que la Agencia Consular de Estados Unidos en la ciudad reabriría y volvería a funcionar normalmente el lunes tras haber estado cerrada varios días “si es que no hay más cambios en el ámbito de seguridad”.

Las nuevas restricciones señalan que los funcionarios del gobierno estadounidense deben de evitar ir a cinco barrios en y alrededor del centro de ciudad, donde hay hoteles, restaurantes, tiendas y bares.

Fuente: Departamento de Estado de Estados Unidos